Douglas Throwell, en una obra que los retrata a los 26 años por su hijo (a la derecha) que usó cenizas humanas en la obra. (Gasser y Grunert)

"Inspirado por la devastadora experiencia de haber perdido a su padre", el artista pintó ocho grandes retratos "utilizando los restos incinerados" de su progenitor, que "contienen rastros de las metanfetaminas que acabaron con su vida", explica la galería en su página web. " /> 

El artista estadounidense Zefrey Throwell muestra en Nueva York cuadros pintados con las cenizas de su padre

Publicado: lunes, 25 de marzo de 2013


Douglas Throwell, en una obra que los retrata a los 26 años por su hijo (a la derecha) que usó cenizas humanas en la obra. (Gasser y Grunert)

"Inspirado por la devastadora experiencia de haber perdido a su padre", el artista pintó ocho grandes retratos "utilizando los restos incinerados" de su progenitor, que "contienen rastros de las metanfetaminas que acabaron con su vida", explica la galería en su página web.

Volver Realizar comentario


Douglas Throwell, en una obra de su hijo que lo retrata a los 26 años y que usó cenizas humanas en la obra. (Gasser y Grunert)
.
 
El artista estadounidense Zefrey Throwell ha llevado su provocación un paso más allá al utilizar las cenizas de su padre en la elaboración de ocho cuadros para la exposición "Panic in the Chalk Cave", que se puede ver hasta mañana en la galería Gasser Grunert de Nueva York.
"Inspirado por la devastadora experiencia de haber perdido a su padre", el artista pintó ocho grandes retratos "utilizando los restos incinerados" de su progenitor, que "contienen rastros de las metanfetaminas que acabaron con su vida", explica la galería en su página web.
Los cuadros tratan de relatar las diferentes etapas de la vida de su padre, desde su difícil niñez hasta que se escapó de casa a los 15 años, sus días de "hippy" en el San Francisco de los años sesenta, como traficante de drogas en los años ochenta, y finalmente su muerte por sobredosis a los 59 años.
"La técnica de pintar diferentes momentos de la vida de su padre con sus propias cenizas tiene sus propias cualidades materiales, captura el débil enfoque de la memoria", asegura la galería, que añade que estos lienzos "abrazan con amor y reflejan lo inevitable de la catástrofe".
Además de los ocho cuadros, que el autor ha bautizado "At last... rest" (Por fin... descansa), en la exposición se puede ver un vídeo codirigido con Dirk Skreber, "Time Stau", que muestra a una joven pareja que se enamora y experimenta "el emocionante comienzo de la drogadicción".
El año pasado, este artista afincado en Nueva York, ya causó cierta polémica con "Ocularpation: Wall Street", una mezcla entre "performance" y protesta inspirada en el movimiento "Ocupa Wall Street".
En "Ocularpation", el artista y otros 49 colaboradores se vistieron de ejecutivos en las calles del distrito financiero neoyorquino y se desvistieron después hasta mostrar su cuerpo desnudo en una "llamada por más transparencia en Wall Street".
 


  • Publicidad Revista Adiós Web y Edición Impresa
  • Tlf. 91 700 30 20 - ext. 2068
  • Contacto revista Adiós
  • info@revistaadios.es
  • Director: Jesús Pozo.
  • Redactora jefe: Nieves Concostrina.
  • Coordinadora: Isabel Montes.
  • Diseño: Román Sánchez.
  • Fotografía: J.Casares.
  • Producción: Jose Luis Martín.
  • Colaboradores habituales: Joaquín Araújo, Mercedes Fernández Martorell, Carlos Santos, Guinés García Argüera, Pilar Estopiñán, Javier del Hoyo, Javier Gil, Yolanda Cruz, Ana Valtierra, Eduardo Herrero y Javier Fonseca.
La revista Adiós Cultural es una revista bimestral iniciativa de Funespaña. Todos los derechos reservados.