El primer agricultor del sur de la península vivió en la Subbética hace 7245 años

Publicado: martes, 20 de marzo de 2018

investigadores de las Universidades de Huelva y Granada han analizado restos humanos prehistóricos del norte y sur de España, destacando los procedentes del yacimiento arqueológico de El Portalón (Atapuerca, Burgos) y el de la Cueva de los Murciélagos de Zuheros (Córdoba).

El primer agricultor del sur de la península vivió en la Subbética hace 7245 años
Volver Realizar comentario

investigadores de las Universidades de Huelva y Granada han analizado restos humanos prehistóricos del norte y sur de España, destacando los procedentes del yacimiento arqueológico de El Portalón (Atapuerca, Burgos) y el de la Cueva de los Murciélagos de Zuheros (Córdoba).
 
En un estudio multidisciplinar publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences, un equipo internacional de científicos entre los que participan investigadores de las Universidades de Huelva y Granada, ha combinado datos arqueológicos, paleo-genéticos (ADN antiguo o aDNA) y análisis de isótopos estables para condensar unos 4.000 años de prehistoria biomolecular ibérica que abarcan desde los inicios del neolítico hasta la Edad del Bronce (5.500 a 1.500 a.C.), informa la Universidad de Huelva en su página web.
El equipo ha analizado restos humanos prehistóricos del norte y sur de España, destacando los procedentes del yacimiento arqueológico de El Portalón (Atapuerca, Burgos) y el de la Cueva de los Murciélagos de Zuheros (Córdoba), de la que se ha secuenciado el genoma de un agricultor neolítico de 7.245 años de antigüedad, convirtiéndolo así en el genoma secuenciado más antiguo del sur de la Península Ibérica, representante de la Cultura Neolítica de la cerámica a la Almagra, característica de los primeros agricultores de Andalucía.
De los seis yacimientos arqueológicos cuyas secuencias genómicas se presentan en primicia, la mitad son andaluces y más concretamente, cordobeses. Además de la Cueva de los Murciélagos de Zuheros (Neolítico Antiguo), se presentan genomas de la Cueva de los Cuarenta (Neolítico Final) con 5.700 años de antigüedad, y del Abrigo rocoso de El Pirulejo, de aproximadamente 4.000 años (Bronce Antiguo), ambos situados en Priego de Córdoba. Los análisis genómicos se han llevado a cabo mediante ultra secuenciación de última generación.
El profesor Vera, coautor y responsable de las intervenciones en las Cuevas de los Murciélagos y de Los Cuarenta, destaca que “significativamente, el genoma secuenciado más antiguo de un agricultor neolítico de Andalucía, un individuo masculino de la Cueva de los Murciélagos perteneciente a la Cultura de la Cerámica a la Almagra, coincide a grandes rasgos con otros genomas secuenciados recientemente, procedentes de regiones como Cataluña pero asociados a la denominada Cultura Cardial”.
“El hecho de que los representantes del Neolítico Antiguo andaluz correspondan al mismo flujo poblacional de los individuos asociados a la cultura Cardial, tiene importantes implicaciones, descartando por el momento la vía africana en la llegada del Neolítico a las costas andaluzas. El desarrollo de una cultura material de gran personalidad, diferenciada de las cerámicas impresas propias del mundo cardial de Sur de Francia, Cataluña y País Valenciano, como es la de la cerámica a la Almagra, debió generarse en escasas generaciones. Ello se viene a sumar a las evidencias despejadas recientemente, en estudios en los que también han participado algunos investigadores responsables de este trabajo, en los que se demuestra la influencia directa de los primeros agricultores ibéricos en la difusión del Neolítico, de la agricultura y la ganadería, en el Norte de África, en lugar de la tesis inversa”, afirma Rafael M. Martínez, investigador postdoctoral de la Universidad de Granada participante en el trabajo.
 
+INFO
Documento completo de la UHU
Cueva de los Murciélagos


 


  • Publicidad Revista Adiós Web y Edición Impresa
  • Tlf. 91 700 30 20 - ext. 2068
  • Contacto revista Adiós
  • info@revistaadios.es
  • Director: Jesús Pozo.
  • Redactora jefe: Nieves Concostrina.
  • Coordinadora: Isabel Montes.
  • Diseño: Román Sánchez.
  • Fotografía: J.Casares.
  • Producción: Jose Luis Martín.
  • Colaboradores habituales: Joaquín Araújo, Mercedes Fernández Martorell, Carlos Santos, Guinés García Argüera, Pilar Estopiñán, Javier del Hoyo, Javier Gil, Yolanda Cruz, Ana Valtierra, Eduardo Herrero y Javier Fonseca.
La revista Adiós Cultural es una revista bimestral iniciativa de Funespaña. Todos los derechos reservados.