Militares en la reserva harán de guías turísticos por los panteones del Ejército en Melilla

Publicado: domingo, 05 de marzo de 2017

El Centro de Historia y Cultura Militar de Melilla contará con este grupo de voluntarios para "mostrar los panteones y enterramientos militares a los colectivos interesados en conocer la historia militar, sus protagonistas, sus hazañas y recompensas".

Militares en la reserva harán de guías turísticos por los panteones del Ejército en Melilla
Volver Realizar comentario

Un grupo de militares en la reserva hará de guía a los visitantes de panteones del Ejército en el cementerio municipal de Melilla, testigo de la historia de las Fuerzas Armadas españolas en el norte de África, según ha informado la Comandancia General en un comunicado.
El Centro de Historia y Cultura Militar de Melilla contará con este grupo de voluntarios para "mostrar los panteones y enterramientos militares a los colectivos interesados en conocer la historia militar, sus protagonistas, sus hazañas y recompensas", ha explicado la Comandancia. Para ello, los voluntarios participarán previamente en unas jornadas organizadas por este centro.
El cementerio municipal de la Purísima cuenta con varios monumentos funerarios, algunos valiosos ejemplos del arte modernista de Melilla, en memoria de héroes militares o de las víctimas de batallas como el desastre de Annual en 1921. En la fotografía, Panteón de los Héroes.
Se inauguró el 1 de enero de 1892 y el primer enterramiento fue de un niño de cuatro meses. Se calcula que hay enterrados alrededor de 12.000 militares en sus casi 50.000 metros que fueron llegan do 58 cementerios distintos repartidos por el entonces protectorado español.
Uno de los lugares más importantes es el Panteón de Margallo, nombre que recibe de Juan García Margallo, gobernador de Melilla en 1893, año en el que se inicia la primera campaña militar en la zona del Rif. El Rey Alfonso XIII puso la primera piedra el 7 de enero de 1911 durante su segunda visita a Melilla. Se trata de uno de los que estarán en la visita guiada ya que allí se encuentran restos de laureados, así como otros anónimos del conocido como ‘Desastre del Barranco del Lobo’, en 1909. Al parecer, con el dinero sobrante de las cantidades recaudadas para los heridos y fallecidos de 1909, alrededor de 80.000 pesetas, se ordenó construir otro panteón, el de los ‘Héroes’. Está elaborado en piedra y mármol y entre sus paredes hay enterrados otros 22 laureados, mientras que en su sótano se cuenta con restos de la batalla de Monte Arruit, donde se contabilizaron casi 3.000 cráneos de víctimas.
Legionarios, soldados de Caballería y regulares también cuentan con un panteón propio, así como las muchas víctimas que perecieron en 1921, en el Desastre de Annual, entre ellas algunos musulmanes, que se hallan enterrados en el ‘Patio de las Ánimas’.
Como buen cementerio que se precie también tiene su tumba más visitada. Se trata de la a tumba más venerada de la de un joven soldado de Cetina (Zaragoza), Benito López Franco, que fue encontrado muerto en el baño de su acuartelamiento en 1950 y al que los melillenses conocen como "El Soldado de los Milagros".
 
En la fotografía, Panteón de los Héroes del cementerio de Melilla.


  • Publicidad Revista Adiós Web y Edición Impresa
  • Tlf. 91 700 30 20 - ext. 2068
  • Contacto revista Adiós
  • info@revistaadios.es
  • Director: Jesús Pozo
  • Redactora jefa: Nieves Concostrina
  • Coordinadora: Isabel Montes
  • Diseño: Román Sánchez
  • Fotografía: J.Casares
  • Producción: Candela Comunicación S.L.
  • Colaboradores habituales: Joaquín Araújo, Carlos Santos, Guinés García Agüera, Pilar Estopiñán, Javier del Hoyo, Javier Gil, Yolanda Cruz, Ana Valtierra, Eduardo Herrero, Javier Fonseca, Pedro Cabezuelo, Laura Pardo
La revista Adiós Cultural es una revista bimestral iniciativa de Funespaña. Todos los derechos reservados.