Robregordo
Madrid
Visita su página web
El proyecto se encuentra en el cementerio de Robregordo, en la sierra de Madrid y responde a la necesidad de ejecutar una serie de columbarios para la ampliación del cementerio. Con la propuesta, además de responder a la necesidad de ubicar veintiún columbarios, se ofrece una zona a cubierto que marca el acceso y un lugar de espera, a modo de refugio, en caso de lluvia, nieve o sol excesivo. La pieza principal es un volumen de hormigón blanco encofrado a tablilla sobre el muro de granito original, que arranca desde el interior y sobresale al exterior como una pérgola, ubicando la primera fila de 7 columbarios. Hacia el interior y desde la pieza de hormigón, se descuelga una segunda caja de acero cortén que alberga dos filas más de otros siete columbarios y que se separa también del muro original de granito. El volumen de hormigón se separa en el apoyo del muro, en el plano horizontal, permitiendo incorporar la instalación lumínica, una fila de LEDS que abarcan la longitud de la pieza de hormigón y enfatiza la separación entre el muro preexistente y la intervención. La luminaria se coloca en el espacio entre el perfil en C sobre el que se coloca la pieza de hormigón y el muro de granito, con lo que queda oculta por el propio muro. El proyector se orienta hacia la pérgola de hormigón blanco reflejando la luz y generando una línea horizontal de luz resplandeciente sobre la que emerge en la noche la pérgola. En el paisaje nocturno se percibe como un hito lumínico en la oscuridad guiando a los visitantes hacia el acceso y la zona de espera. La luz se convierte en un elemento arquitectónico que construye la separación de los elementos de la intervención y subraya en el paisaje nocturno su presencia.