Frailes
Jaén
Visita su página web
            En una villa serrana como lo es Frailes, en donde la naturaleza es puro arte,  el Ayuntamiento propone  y fomenta una actividad en donde se mezcla lo lúdico y lo cultural; la historia y el paisaje con algo de nostalgia de los que ya no están entre nosotros.
 
            Estos espacios nos ayudan a entender la historia, la vida, la cultura y las relaciones sociales de aquellos fraileros que nos precedieron, además de que atesoran un patrimonio arquitectónico y artístico muchas veces olvidado. Es por ello que desde el verano de 2016 el Ayuntamiento viene organizando una serie de visitas guiadas al cementerio municipal. Una actividad diferente, que permite dar a conocer el  patrimonio y las posibilidades de ocio cultural y de turismo en los cementerios. Cuenta nuestro cementerio con un patrimonio histórico y artístico  que ha hecho que el conocido como ‘turismo de cementerios’ esté cada vez más extendido. Los aficionados a estas rutas afirman que los cementerios son el fiel reflejo de una ciudad y de su sociedad a través del tiempo.
 
            Así que ante el éxito de aquella primera ruta necroturística en la que participaron casi un centenar de personas y ante el interés que mostraron los participantes, se pensó en una segunda, pero en esta ocasión aprovechando la festividad de los fieles difuntos y se planteó una ruta necroturística en la que se ponía en valor los ritos funerarios y la gastronomía. Primero se explicó los ritos funerarios que se hacían en la Villa,  y se terminó con una degustación de exquisitas gachas, dulces, como manda la tradición.
 
            Exitosa actividad que atrajo a gentes de los pueblos limítrofes e incluso de la provincia; de ahí que el presente año de 2017 se plantee la ruta necroturística, prestando especial atención a masones, espiritistas y taumaturgos. En esta ocasión partiendo del cementerio de Frailes, continuará la ruta por Noalejo lugar de enterramiento de Custodio Pérez Aranda, y siguiendo los agrestes caminos por los que fue conducido su cadáver intentaremos dar explicación a éste fenómeno con típico y característico de nuestra comarca.
 
            En los cementerios topamos con certezas y con un patrimonio, quién lo iba a decir, digno de contemplarse y conocerse. La historia, el arte y la reflexión se reúnen en silencio en los camposantos. El “necroturismo” recupera esos valores revisitando sin drama los cementerios. El cementerio es un reflejo de la sociedad. Si quieres conocer bien una ciudad, tienes que visitar el mercado y el cementerio.  En la quietud y belleza del cementerio hablan de unas historias silenciadas bajo las losas, con imágenes que sobrecogen, porque con estas rutas necroturísticas pretendemos ser  capaces de leer los detalles de las vidas y obras de personas e instituciones de otras épocas.