Córdoba
Monturque
El Cementerio de San Rafael es uno de los camposantos más significativos del continente, estando incluido en la Ruta Europea de Cementerios, un Itinerario Cultural del Consejo de Europa del que forman parte 63 cementerios en 50 ciudades de 20 países de Europa y que pretenden mostrar estos espacios como grandes museos al aire libre. La mayor singularidad de este pequeño cementerio radica en albergar en el subsuelo el conjunto monumental de las Cisternas Romanas, una construcción hidráulica de finales del siglo I d.C. siendo las más grandes conservadas en España. El cementerio, situado junto a la parroquia de San Mateo, ocupa lo que serí­a la plaza del foro de la ciudad romana existente en Monturque. Responde a la arquitectura popular, con nichos encalados en torno a un patio central. En el subsuelo del Cementerio se encuentran las Cisternas Romanas, son auténtica joya de este municipio milenario, declaradas Bien de Interés Cultural (BIC), en e l BOJA de 29 de junio de 1996. Se trata de una construcción hidráulica de época romana, situada en lo más alto del cerro de Monturque, localizada en el subsuelo del camposanto San Rafael y descubierta en 1885, tras una epidemia de cólera. Por su magnitud y buen estado de conservación, estas cisternas son consideradas como las más grandes de España y las cuartas del mundo. Están compuestas por un total de 12 cámaras abovedadas distribuidas simétricamente en tres naves paralelas entre sí­, que se comunican por dos puertas abiertas en las habitaciones extremas de cada una y separadas por muros. Cada nave se compone de 4 habitaciones comunicadas por puertas de arco de medio punto, con bóvedas de medio cañón en cuyo centro existe un agujero circular a modo de tragaluz. La construcción es toda de argamasa, recubierta de una capa impermeabilizante, quedando  restos del estuco blanco que cubría los muros y los pavimentos. Como prolongación de una de las galerías, existe otra muy estrecha en forma de canal, de unos 28 metros de longitud, que termina en una especie de estanque, llamado el Baño de la Reina. Este canal debía cumplir la función de desagüe de la cisterna y abastecimiento de agua a las termas o baños públicos que se encontraron a pocos metros de allí­. El recinto completo tiene una superficie de casi 300 metros cuadrados y una capacidad total de 850.000 litros.
(Informacion y documentación facilitado por el candidato)